viernes, 26 de octubre de 2012

¿Qué es la piel?



Todos los organismos, entre ellos los animales, requieren de estructuras que los protejan. En los vertebrados el sistema tegumentario realiza funciones muy importantes para salvaguardar la integridad del organismo, protegerlo de la entrada de microorganismos invasores y facilitar la regulación térmica del cuerpo. El sistema tegumentario se encuentra comprendido por la piel y las estructuras derivadas de ésta, como es el caso del pelo, las uñas y diversas glándulas exocrinas. La piel cumple múltiples funciones. 

Todos los organismos, entre ellos los animales, requieren de estructuras que los protejan. En los vertebrados el sistema tegumentario realiza funciones muy importantes para salvaguardar la integridad del organismo, protegerlo de la entrada de microorganismos invasores y facilitar la regulación térmica del cuerpo. El sistema tegumentario se encuentra comprendido por la piel y las estructuras derivadas de ésta, como es el caso del pelo, las uñas y diversas glándulas exocrinas. La piel cumple múltiples funciones.


El estrato basal, que es la capa más interna de la epidermis, contiene células llamadas meloncitos, las cuales producen la melanina, el pigmento de la piel. De la cantidad de melanina que produzcan las células epiteliales de un individuo depende su tono de piel. A mayor cantidad de melanina, la piel será más oscura y podrá resistir mejor las radiaciones ultravioleta, ya que ésa es la función principal de los pigmentos que se encuentran en la epidermis .

Las células del estrato basal se dividen constantemente y son empujadas hacia arriba conforme se producen nuevas células debajo de ellas. Al ir avanzando hacia la superficie exterior del cuerpo estas células producen queratina, proteína que le da a la piel resistencia y flexibilidad. Al llegar a la superficie estas células mueren.
El proceso completo desde que la célula nace en el estrato basal hasta ser descamada puede durar unas cuatro semanas en el ser humano, tiempo que tardamos en perder el "bronceado" que obtenemos cuando nos asoleamos más de lo normal, situación en la que los meloncitos producen mayor cantidad de melanina. La dermis se encuentra debajo de la epidermis. Está formada por tejido conectivo fibroso denso. Este tejido contiene fibras de colágeno, las cuales le dan resistencia y flexibilidad a la piel.
 Inmersos en la dermis podemos encontrar 

  • Glándulas sudoríparas.

  • Folículos pilosos.
  • Receptores sensoriales para el tacto, dolor y temperatura.
Todos los organismos, entre ellos los animales, requieren de estructuras que los protejan. En los vertebrados el sistema tegumentario realiza funciones muy importantes para salvaguardar la integridad del organismo, protegerlo de la entrada de microorganismos invasores y facilitar la regulación térmica del cuerpo. El sistema tegumentario se encuentra comprendido por la piel y las estructuras derivadas de ésta, como es el caso del pelo, las uñas y diversas glándulas exocrinas. La piel cumple múltiples funciones.
·       
      Vasos sanguíneos que nutren las células de la piel.
Las glándulas sudoríparas producen secreciones acuosas que ayudan a enfriar la piel y excretan sustancias como sales y urea. Estas se encuentran principalmente en las palmas de las manos, las plantas de los pies, las axilas y la frente. Los folículos pilosos producen el pelo a partir de la producción de proteínas, como la queratina. Asociadas a los folículos pilosos se encuentran las glándulas sebáceas, las cuales secretan una sustancia llamada sebo, que es una mezcla de grasas e hidrocarburos que lubrican la piel y el cabello, evitando que se resequen Esta grasa evita también el desarrollo de bacterias patógenas. En la pubertad y adolescencia puede ser que se incremente su producción y el sebo excesivo puede ser la causa del acné o "barritos". 
La queratina es una proteína estructural que además de formar parte del pelo, se encuentra en las uñas, las pezuñas y los cuernos de diversos animales. Todas éstas son estructuras derivadas de la piel. Por debajo de la dermis se encuentra el tejido subcutáneo o hipodermis, formado principalmente por tejido adiposo, el cual aísla el cuerpo del frío.